Buscar

Cargando...

miércoles, 21 de abril de 2010

Dimensiones del proceso de aprendizaje (resumen)



Dimensiones del proceso de aprendizaje
El aprendizaje y la educación siempre han sido punto de controversia, principalmente porque cuando se definen estos conceptos e muy difícil asegurar se el aprendizaje es parte de la educación, o por el contrario, la educación es parte del aprendizaje.
Creo que lo que se tiene muy claro es una característica muy importante para delimitar o provocar el avance de ambas: el aspecto contextual. Ya que dependiendo de este es como se darán los lineamientos para encaminar el aprendizaje y la educación.
En mi opinión el aprendizaje y la educación no sólo se dan en el ámbito escolar, estos dos procesos característicos del ser humano se dan en todos los campos en el que el individuo se desenvuelve: dentro del hogar, en los juegos de un niño, en las citas o reuniones con amigos, en el centro de trabajo, etc. y en la mayoría de las veces no nos damos cuenta cuando aprendemos, simplemente se da en cada instante de nuestras vidas; es por eso que la educación y el aprendizaje nos forman como individuos (la educación y el aprendizaje nos dan las armas para formar nuestra conciencia para tener la capacidad de decidir) y también como sujetos (el aprendizaje y educación nos dan las pautas para lograr la convivencia como partes o sujetos de una sociedad).
En el lugar del proceso de aprendizaje coinciden: un momento histórico, un organismo, una etapa genética de la inteligencia y un sujeto.
Además para llevar a cabo con éxito el aprendizaje en cuestión es necesario que en el escolar se hayan producido determinados desarrollos, tanto neurológicos como psicológicos.

Pain (1981) define a la educación como el proceso de aprendizaje que se inscribe en la dinámica de la transmisión de la cultura, es decir que para ella la educación es un concepto amplio, que abarca al aprendizaje. Para ella la educación tiene cuatro funciones interdependientes:
· Función conservadora: su objetivo es darle continuidad a la especie humana, ya que la continuidad de la conducta humana se realiza a través del aprendizaje, permite, por transmisión de las adquisiciones culturales de una civilización a cada individuo particular, al vigencia histórica de la misma.
· Función socializante: su objetivo es reglamentar las modalidades de las acciones. La medida en que se sujeta a tal legalidad, el individuo se vuelve un sujeto social y se identifica con el grupo que se conforma a la misma normatividad.
· Función represiva: como objetivo es garantizar la supervivencia específica del sistema que rige la sociedad, constituyéndose en instrumento de control y reserva de lo cognoscible, con el objeto de conservar y reproducir las limitaciones que el poder asigna a cada clase y grupo social.
· Función transformadora: la autora dice que su función es revelar formas peculiares de expresión revolucionaria, esto lo entiendo como el que provoca la participación y la expresión.
Las anteriores funciones por ejemplo las podemos enumerar cuando tenemos que ir a una cena con motivo de una boda elegante, primero sabemos de antemano que tenemos que ir vestidos (función conservadora), que esta vestimenta tiene que ser de una determinada característica, ya que no iríamos a una boda en pants (función represiva), una vez en el evento sabemos comportarnos en el evento (función socializante), dirigirnos a los asistentes, de que temas no sería conveniente hablar (función transformadora), en que copa tomar cada bebida, etc. y como dice la autora estas funciones son interdependientes ya que un solo acto se pueden ver las cuatro funciones.
El aprendizaje se da como una instancia enajenante y como posibilidad liberadora. El problema más grave del aprendizaje es la oligotomia social, produce sujetos cuya actividad cognitiva, pobre, mecánica y pasiva se desarrolla muy por debajo de lo estructuralmente posible.
Las influencias genéticas, las experiencias y aprendizajes formales o no formales se alternan como preponderantes en el desarrollo de las personas, según la secuencia evolutiva o la conducta que se trate.
Pain considera las perturbaciones en el aprendizaje aquellas que atentan contra la normalidad de este proceso. El psicólogo se debe interesar por los factores que determinan el no-aprender en el sujeto y la significación que la actividad cognitiva tiene para él.

Creo que tanto el aprendizaje como la educación siempre están sujetos a los cambios y evolución social, ya que esta es la que marcará las reglas para decir cómo, cuándo, por qué, de qué modo, etc. se deben llevar a cabo tanto la educación como el aprendizaje.
El aprendizaje es una articulación de estructuras, estas estructuras son tanto como componentes internos y componentes externos del individuo.
En muchas ocasiones lo anterior no se toma mucho en cuenta y en muchos contextos (sobre todo escolares) un niño es clasificado como retrasado mental cuando como psicólogos debemos saber que las dificultades en aprendizaje se pueden deber a diferentes variables como: retrasos madurativos neurológicos o psicológicos (atención, memoria, lenguaje, etc.).
Por ejemplo cuando se da una dificultar en el aprendizaje y esto provoque que se pueda dar una intervención psicopedagógica ante todo se deben detectar correctamente en el desarrollo de las personas y en el ambiente en el que éste transcurren elementos que permitan predecir un futuro de posibles dificultades de aprendizaje, para después intervenir mediante programas (como puede ser lo que se da ahora como estimulación temprana).



Pain, S. DIAGNOSTICO Y TRATAMIENTO DE LOS PROBLEMAS DE APRENDIZAJE. Buenos Aires, 1978. Ed. Nueva Visión

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada